El juez impone al miembro del Consejo Político Federal de Izquierda Unida, Esmeralda Rodríguez Meireles, el pago de todas las costas del proceso.

La demanda interpuesta contra EL TAPÍN desestimada en todas sus pretensiones.

Publicado el 14/12/2015
El tapin El juez impone al miembro del Consejo Político Federal de Izquierda Unida, Esmeralda Rodríguez Meireles, el pago de todas las costas del proceso.Esmeralda Rodríguez durante su investidura como concejal

EL TAPÍN, que ha sido defendido por el bufete de abogados De la Iglesia y Teijelo, con la dirección letrada de Carlos González Valdeón, ha recibido el fallo del Juzgado número 3 de Oviedo que absuelve al periódico de todo lo pedido. Reconoce que no hubo vulneración del derecho al honor de la señora Meireles, que la información publicada fue veraz y que el asunto, la contratación de la, entonces portavoz de IU en Llanera, por el ayuntamiento de Oviedo, mediante un procedimiento de selección que no es el habitual y que coincidió con los contactos entre el PP e IU de Oviedo que terminaron aprobando los presupuestos,  era una información de interés público.

El equipo de letrados, destacó que la sentencia dictada es muy clara, y muy rotunda. Llegando a decir que: “los ciudadanos de Llanera tienen derecho a saber si esta concejala no está en el paro gracias a los contactos conseguidos con ocasión de su dedicación a la política o bien gracias a sus propios méritos y capacidad”.

 En el mes de diciembre del 2014 el periódico EL TAPÍN, publicó un artículo sobre la coincidencia entre la contratación por el Ayuntamiento de Oviedo,  de Esmeralda Rodríguez Meireles,miembro del Consejo Político Federal  y entonces concejala y portavoz de Izquierda Unida en Llanera,  y el hecho de que el PP de ese ayuntamiento hubiera pactado con Izquierda Unida para poder aprobar los presupuestos municipales.

La información publicada por el periódico, fue calificada como atentatoria contra el honor de dicha concejala y doña Esmeralda Rodríguez interpuso una demanda ante los Tribunales. Solicitaba que el periódico rectificara  la información, publicara a su cargo  la sentencia condenatoria y  solicitaba cerca de 7.000 euros de indemnización, así como que se le impusieran las costas del proceso al periódico EL TAPÍN.

El pasado día 9 de noviembre el Magistrado-Juez del juzgado número 3 de Oviedo,  ha dictado sentencia sobre este asunto. El periódico EL TAPÍN, su director y la empresa editora han sido absueltos de todas estas peticiones y se condena expresamente a la demandante, doña Esmeralda Rodríguez Meireles, al pago de todas las costas del proceso.

La lectura de la sentencia y de las conclusiones del  informe del Ministerio Fiscal, que el Magistrado-Juez hace suyas, no deja ninguna duda sobre el asunto en discusión.

 

La información publicada por EL TAPÍN  es  veraz.

Dice la sentencia:  “Los hechos anteriores ponen de relieve que hay un sustrato de verdad en las noticias publicadas, que se sintetizan en la llamativa coincidencia de las negociaciones entre el gobierno municipal de la capital e Izquierda Unida, ya aludidas, con el acceso por la actora a un puesto de trabajo en el Ayuntamiento ovetense. Esto significa que la información expandida fue veraz.”

 Es una información que el periódico consideró de interés para sus lectores y, por la defensa de ellos, decidió su publicación.

Dice la sentencia: ”Y también debe significarse que la actora no es una simple militante de a pie; en su condición de concejala y portavoz del grupo de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Llanera, es un personaje público que ejerce política activa. Y, en este sentido, los ciudadanos de Llanera tienen derecho a saber si esta concejala no está en el paro gracias a los contactos conseguidos con ocasión de su dedicación a la política o bien gracias a sus propios méritos y capacidad. No cabe duda de que se trata de una cuestión de interés público.”

 Es evidente que el gobierno del PP en Oviedo entabló negociaciones con Izquierda Unida para la aprobación de los presupuestos del ayuntamiento, como así lo es que las negociaciones fructificaron y pudieron ser aprobados gracias al apoyo de IU. El periódico se preguntaba por esa coincidencia.

 Y dice la sentencia: “También es un hecho cierto, porque así lo acredita la prueba documental de la que disponemos, que el Ayuntamiento no empleó a la actora por un procedimiento normal”‘[…]

“También está probado que el acceso al puesto de trabajo por parte de la demandante coincide cronológicamente con la época en que se celebraban contactos y conversaciones entre el gobierno municipal de Oviedo e Izquierda Unida para tratar de conseguir un pacto presupuestario, como así fue.”

 Y el periódico EL TAPÍN, hizo su trabajo con respeto a la verdad, con dedicación al deber de informar a sus lectores y sin ofender ni insultar en ningún momento a doña Esmeralda.

Dice el Magistrado en su sentencia: “Esto significa que la información expandida fue veraz, sin que en su contenido hallemos palabra alguna ofensiva o injuriosa, atentatoria a la dignidad de la persona afectada o injuriosa.”

 No nos gusta hablar de este tema. Aunque no le pueda parecer a todo el mundo, EL TAPÍN, como medio de comunicación, siente que se debe a sus lectores, a los que está obligado a informar con independencia y veracidad. Pero no es menos cierto que la actualidad hace que todos estemos más vigilantes ante circunstancias que alarman. En palabras de la fiscal que, defendiendo el interés público, pidió la libre absolución del periódico, decía: “El tema sobre el que versaban ambas noticias es de indudable interés público, lo que hace que deba prevalecer el derecho a la libertad de información. Estaban latentes cuestiones como la imparcialidad en el nombramiento de los empleados públicos, donde deben primar los méritos y capacidad, y el aprovechamiento de los cargos públicos en su propio interés, temas que desgraciadamente son de plena actualidad en nuestra sociedad.”

 En palabras del letrado en el proceso “alguien fue a por lana y acabó trasquilado”.

 

Puede ver la sentencia pinchando en imágenes