[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Ángel Fernández-Peña, un enamorado de las maquetas de aviones

Publicado el 17/11/2016
El tapin Ángel Fernández-Peña, un enamorado de las maquetas de aviones

El vecino de Lugo de Llanera, Ángel Fernández-Peña, es un enamorado de las maquetas especialmente de las de aviones, “desde siempre me han gustado las manualidades, pero fue a las 12 o 13 años cuando comencé con las maquetas. Recuerdo que hice en plastilina todos los disfraces de Mortadelo que aparecían en los cómics, además de varios personajes como El Botones Sacarino, los tenía expuestos en una vitrina en mi casa”, relató.

No sólo creó personajes de sus revistas favoritas, también pintó cuadros, hizo barcos dentro de botellas y construyó a escala 1:20 seis hórreos de Robledo, así como la capilla de la Concepción y la de Santantón. “Entre el año 2002 y 2003 estuvieron expuestas las maquetas en la Casa de Cultura de Posada y en la sede de Cafamilu en Lugo de Llanera”, recordó. Ángel decidió hacer las maquetas de los hórreos, después de que se tirara el de Hilario en Robledo, para construir la carretera de la cárcel. “Es una pena que se pierda la historia del pueblo, yo lo que hago es crear las maquetas para que sean una réplica exacta, tomo todas las medidas, copio los dibujos y como están pintados en ese momento”, destacó. El llanerense aseguró que no tiene ninguna maqueta a la venta, ya que las crea para él, aunque no tiene un lugar donde almacenarlas en este momento y las tiene repartidas en diferentes casas. “El hórreo que más me gusta que es el de Hilario está expuesto en Oviedo en el comedor del Mesón El Acebo”, comentó. Ángel tiene la idea de construir todas las capillas del concejo, de las que tiene fotos y los planos.

Los aviones le han gustado desde siempre y cuenta con diferentes maquetas como la que ya expuso de los empleados por el Ejército de Aire Español, desde el 1910, tiene unos 70 construidos a escala 1:75, “en total son unos 600 aviones, pero el resto los haré cuando me jubile”, comentó entre risas. Le gustaría crear los vehículos que se encuentran en un aeropuerto o aeródromo como pueden ser los coches con los que se hacen los repostajes de combustible o las ambulancias, el objetivo es poder exponerlo como diorama, que es una recreación con aviones, los vehículos y personas.

Su próxima exposición tendrá lugar a finales de octubre o principios de noviembre, en la Casa de Cultura de Lugo de Llanera y versará sobre los autogiros de Juan de la Cierva, que son unos aviones creados en España y patentados aquí, aunque después su construcción pasó a realizarse en Francia y Estados Unidos. “De la Cierva tiene 40 modelos, aunque ya tenía algunos hechos, desde enero me puse serio con la construcción y espero tener acabados los 16 más representativos para esa fecha”, resaltó. De algunos modelos ha encontrado fotos y planos, pero otros muchos sólo tiene una imagen y ha tenido que buscarse la vida para crearlos el mismo desde cero. “El tiempo que se tarda es complicado calcularlo, porque lleva un trabajo previo para conseguir la información y documentarse, si tienes todo es mucho más rápido”, explicó. Lo único que emplea para sus creaciones es plástico, por lo que son muy delicadas.

Ángel aseguró que la creación de maquetas le permite relajarse, “yo no tengo paciencia, pero es algo que me gusta y me relaja”, afirmó. Ha participado con sus aviones en diferentes certámenes y ha ganado varios primeros premios, pero este tipo de concursos no se convocan desde hace algunos años. “Comencé comprando maquetas y haciéndolas, pero con el tiempo vi que podía mejorarlas y me inicié en el modelismo scratch que consiste en construir una maqueta desde cero, adquiriendo los componentes y materiales necesarios por separado, en vez de armar un kit comercial”, destacó. Todos los autogiros de su exposición se realizaron a través de esta modalidad y todos los amantes de los aviones podrán disfrutar de ellos en las exposiciones.