[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Isabel Fernández anunció que entre el miércoles y el jueves se realizará el examen para contratar a la persona que llevará la Oficina Municipal de Información al Consumidor

Publicado el 17/10/2017
El tapin Isabel Fernández anunció que entre el miércoles y el jueves se realizará el examen para contratar a la persona que llevará la Oficina Municipal de Información al Consumidor

El martes, 17 de octubre, la Seronda Saludable organizada por la concejalía de Participación Ciudadana, Sanidad y Consumo, dirigida por Isabel Fernández, se dedicó al Consumo. La edil anunció que entre el miércoles y el jueves se realizará el examen para contratar a la persona que se encargará de llevar la Oficina Municipal de Información al Consumo (OMIC), en el concejo.

El encargado de presentar este servicio a la ciudadanía fue Adolfo Maquinay, jefe del Servicio de Consumo del Principado de Asturias. Después intervino Rosario Olmos, jefa de la sección de Educación al Consumo, que explicó cómo funcionan los Centros de Formación.

Maquinay aseguró que la labor principal de la OMIC es informar y asesorar a los consumidores sobre sus derechos y como deben ejercerlos. “Las principales quejas de los consumidores son sobre las compañías de telefonía móvil, en segundo lugar los servicios financieros y el tercero es el sector de la venta a domicilio”, apuntó. El responsable comentó que al presentar una queja en la OMIC  la persona encargada de la Oficina se pone en contacto con la empresa a la que el consumidor hace la reclamación y normalmente con esta mediación la reclamación fructifica favorablemente para el consumidor.

Si no se resuelve favorablemente se debe acudir a los tribunales, pero en el caso de las reclamaciones de menos de 2.000 euros se puede solicitar un juicio verbal, donde no hace falta acudir con abogado y procurador simplemente hay que rellenar un formulario. Otro de los procedimientos es el sistema arbitrario de consenso, en el que un grupo de tres expertos (de las asociaciones empresariales, de consumo y de la administración) valoran la reclamación, pero hay que cerciorarse antes de que la empresa a la que realizamos la reclamación se encuentra adherida a este sistema.