Cultura, un derecho ciudadano y un deber para las administraciones

Publicado el 15/05/2015
El tapin Cultura, un derecho ciudadano y un deber para las administraciones

 

            Así, las líneas básicas serían las de ofrecer una programación cultural variada, estable y de calidad; estudio, protección y divulgación del patrimonio etnográfico, histórico, artístico y arqueológico del municipio; y romper la actual centralidad cultural del municipio potenciando las actividades en los centros sociales.

                La transversalidad, eje fundamental de todas las propuestas del programa, será una premisa clave, porque la cultura está íntimamente ligada a la vida cotidiana de las personas, y es fundamental para tener sociedades compuestas por ciudadanos y ciudadanas libres y críticas.

  1. Crearemos un espacio cultural multidisciplinar.

En Lugo de Llanera, con el fin de dotar al concejo de un espacio escénico polivalente con capacidad para 300 personas, capaz de albergar una programación cultural multidisciplinar.

  1. Crearemos un Consejo Local de la Cultura y las Artes.

Con representación de los creadores del municipio y las asociaciones que trabajen en cualquier ámbito cultural, avanzando en un proceso de democratización cultural y de cogestión de todos los aspectos relacionados con la cultura en el concejo.

 

  1. Potenciaremos el conocimiento de la historia y el patrimonio histórico artístico del concejo.

Partiendo de la premisa de que lo que no se conoce no se aprecia, impulsaremos actividades de conocimiento del medio histórico y artístico del concejo, dirigidas tanto a escolares como a población adulta.

  1. Llevaremos a cabo la actualización de la carta arqueológica, acciones en defensa del patrimonio, fomento de las excavaciones arqueológicas.

Como base para conocer con exactitud todos los elementos de interés existentes en el municipio, y la incorporación de nuevos descubrimientos arqueológicos. Asimismo, se potenciarán las excavaciones tanto las relacionadas con la prehistoria como con Lucus Asturum.

  1. Elaboraremos un Plan de Dinamización Cultural de los Centros Sociales repartidos por las distintas parroquias.

Rompiendo así el actual sistema centralista y devolviendo los centros a sus auténticos propietarios, los vecinos y las vecinas del municipio.

  1. Apostaremos de forma decidida por la Escuela Municipal de Música.

A través de una dotación presupuestaria suficiente para garantizar su estabilidad y el desarrollo de las actividades educativas y de difusión musical, al mismo tiempo que espacio escénico al servicio de la comunidad.

  1. Dotaremos a las bibliotecas públicas de una partida presupuestaria estable.

Con el fin de potenciar la dotación de fondos de todo tipo en las mismas.

  1. Sufragaremos desde el ayuntamiento el conocido como canon de las bibliotecas.

Se trata de una imposición de la Unión Europea que terminará por entrar en vigor. Con esa acción evitaremos que el pago recaiga sobre los usuarios de las bibliotecas del municipio.

  1. Completaremos la Red Municipal de Bibliotecas.

Con el fin de acercar la lectura a la mayor cantidad posible de núcleos de población del municipio.

  1. Finalizaremos la restauración del molino municipal de Cayés.

Se trata de un elemento de primer orden etnográfico en el concejo, que en las actuales condiciones de conservación impide la visita de su interior y la explicación del funcionamiento del mismo.

  1. Organizaremos una Semana Cultural itinerante.

Se elaborará una programación cultural anual rotativa por los distintos centros socioculturales existentes, en colaboración con las asociaciones existentes en cada zona, con actividades expositivas, escénicas, musicales y formativas, adaptadas a la capacidad de cada centro, y que sirva, al mismo tiempo como escaparate de los artistas y autores locales.

  1. Potenciaremos las artes escénicas.

A través de la participación con el Circuito Asturiano de las Artes Escénicas del Principado de Asturias, además de desarrollar una programación estable dirigida a público escolar. El teatro costumbrista y las actividades formativas en materia de teatro, danza y música complementarán la oferta, a la que se unirá una programación musical variada que incluya la música tradicional, la clásica, los jóvenes artistas o la tonada.