[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Sacyr Fluor, Premio Empresarial Gorfolí a la innovación empresarial en su actividad 2018

Sacyr Fluor apuesta por mejorar su entorno desde diferentes ámbitos

Publicado el 26/04/2018
El tapin Sacyr Fluor, Premio Empresarial Gorfolí a la innovación empresarial en su actividad 2018

La ingeniería Sacyr Fluor recibirá el Premio Empresarial Gorfolí a la Innovación, que concede el periódico El Tapín de Llanera. FluorCorp es una de las mayores empresas de ingeniería, compras, fabricación, construcción y mantenimiento. Se dedica a diseñar, construir y mantener plantas industriales para clientes en los seis continentes, aporta soluciones integrales en los sectores industriales de energía, química, farmacéutico, minería y agroalimentación. Sirve a más de 4.000 clientes de 100 países, cuenta con 60.000 empleados en todo el mundo y ha cumplido 105 años de historia, su sede se encuentra en Dallas.

El delegado de Sacyr Fluor, Juan Vicente Piñera, aseguró que una de las diferencias con respecto al resto de ingenierías es la seguridad industrial que le dan a sus proyectos. “Contamos con un bajo número de accidentabilidad laboral, eso nos diferencia del resto”, afirmó.

En 1989 FluorCorp comenzó a trabajar en España con proyectos para GE y DuPont, sin implantación de oficinas en el país, fue en 1992 cuando se estableció en Asturias como la sede de implantación en España, concretamente en el Parque Tecnológico de Llanera. En 1999 se inauguró su propio edificio en el Parque, que les sirvió para dejar a atrás la idea de que formaban parte de DuPont, cuando no era así sólo desarrollaban los proyectos, “había una alianza mundial entre las dos empresas y mucha gente tenía la idea de que éramos la misma empresa, pero no era así. Cuando DuPont se estableció en la región Fluor también lo hizo. Construir aquí el edificio fue un paso sólido en España”, explicó. La empresa fue creciendo en España y en 2002 se abrió la oficina en Madrid, en 2008 llegó la de Tarragona, fue en 2015 cuando se constituyó Sacyr Fluor y el pasado año se constituyeron las filiares en Colombia, Perú y Bolivia.

Piñera aseguró que en Llanera cuentan con 150 empleados. “Llegamos de la mano de DuPont vimos que aquí había mercado y desde Llanera se hicieron muchos proyectos para España, Europa y Latino América y seguimos aquí por la calidad de ingeniería que hay en la región. La escuela de industriales, la Facultad de Química y minas son la fuente de la cantera que tenemos ahora. El entorno de trabajo de Llanera hace que revierta en mucha estabilidad laboral. Participamos en la mina de oro de Belmonte y en proyectos innovadores en la región, en la construcción de plantas termosolares y fotovoltaicas, la gasificadora del Musel y con las empresas industriales principales”, afirmó.

Pero no todo es ingeniería, ya que la empresa apuesta por dos programas que se basan en las relaciones con la Universidad y con la comunidad en la que están asentados. Hace pocas semanas se presentó la quinta edición del premio “Ingeniero del año de Asturias”, no existía este galardón cuando Asturias es muy fuerte a nivel de ingeniería. “De la mano de la Universidad de Oviedo, con la colaboración de la Escuela Politécnica de Ingeniería y con el patrocinio de Caja Rural se creó el premio. Fluor patrocina dándole prestigio y la entrega se realizará en octubre”, comentó Piñera.

Fluor todos los años complementa las becas Erasmus a los mejores expedientes académicos con una aportación económica para aquellos alumnos que se vayan a estudiar fuera de España. Otro de los proyectos es la “Mentorización”, que consiste en que el grupo de profesionales asturianos que tuvieron que emigrar sean los mentores de aquellos alumnos que acabaron la carrera y no saben si irse fuera de España a trabajar, pero no sólo les asesoran en el terreno laboral, sino que es un asesoramiento integral como puede ser explicar las condiciones en las que viven, informarles de todo lo que le soliciten desde pisos o zonas en las que residir, hasta sitios a los que acudir para cualquier gestión.

Además, dentro del entorno organizan la Semana de la Ingeniería, en el propio Parque Tecnológico en el mes de febrero y se desarrolla una jornada técnica. “Cuando se realizan proyectos fuera de España también se colabora con esa comunidad, hay una colaboración donde está asentada la ingeniería que es Llanera y otra donde se hace la construcción”, explicó el delegado.

El responsable de las relaciones con la Comunidad de Sacyr Fluor, Javier Peláez, aseguró que una de las innovaciones de la compañía, con respecto al funcionamiento del resto de empresa que están en España, es el concepto de relaciones con la comunidad. “Esta muy implantada la ley de Responsabilidad Social Corporativa, a través de la cual destina parte de sus beneficios a diferentes acciones. Lo diferente es que esa función de cribar los proyectos y distribuirlos en diferentes sectores lo realiza un grupo de voluntarios de la empresa. Fluor nos da una bolsa de dinero y nos pide que cumplamos con unas premisas en las que encajar los proyectos, los evalúan y si encajan se ejecutan tras pasar por la aprobación de la dirección”, comentó.

Para realizar este programa se creó la Fundación Fluor en 1952, que desde entonces ha contribuidos con más de 145 millones de dólares en proyectos en más de 20 países alrededor del mundo. Anualmente se emplean entre el 1% y el 2% de sus beneficios globales para promocionar y ayudar al desarrollo de las comunidades donde está presente. Cada oficina dispone de un presupuesto extraído de los beneficios de la Corporación. Las líneas de actuación son: educación y cultura, servicios sociales y ayuda humanitaria, desarrollo económico y Medio Ambiente.

En cuanto a la colaboración con Llanera se realiza a través del propio Ayuntamiento que es el encargado de presentarle los proyectos, a lo largo de varios años se han realizado las siguientes actuaciones: rehabilitación del Molino de Cayés, se colabora con los clubes de lectura, desarrollo de talleres sobre entrevistas laborales, currículos y cartas de presentación, se entregaron libros a la cárcel de Asturias, se limpió el Zalandrón, se realizaron talleres en los colegios y se donaron ordenadores para aulas TIC, se apoyaron excavaciones arqueológicas y contribuyeron con la Escuela Municipal de Música