El U.D. Llanera regional preferente sigue con sus aspiraciones de ascenso

Publicado el 26/11/2015
El tapin El U.D. Llanera regional preferente sigue con sus aspiraciones de ascenso

El U.D. Llanera asalta la Veigona el Día de Todos los Santos. (1-3)

Sin haber lucido el fútbol sobre el terreno de juego, el U.D Llanera logra una victoria en un campo difícil que le mantiene en primera línea de la clasificación.

Se presentó el U.D Llanera el día 1 de noviembre en el campo de la Veigona, en Luarca, con la fama de ser un equipo muy embarazoso para los equipos rivales; sin embargo el juego desplegado por los de negro, que así vistieron para la ocasión los visitantes, fue ramplón, de mucho juego aéreo y de excesivas imprecisiones. El Luarca por el contrario quería doblegar a los de Llanera y, aunque con poca efectividad, dominó el encuentro de principio a fin, con un centro de campo que hizo sudar a la rocosa zaga arlequinada. Pudo el Llanera abrir el marcador en la primera parte por medio de Rubo, muy trabajador toda la tarde, de no enviar alto un pase que Adrián centró al área, pero hubo que esperar a la segunda, concretamente al minuto tres para que el siempre bullicioso Rubo centrara desde la banda derecha un perfecto pase a Dani Sampedro y anotara el 0-1. Justo tanto el anotado por Sampedro que sin duda junto con Rubo y Plaza fueron los que sobresalieron en el partido.

Tras el saque desde el centro del campo vuelve el Llanera a hacerse con el balón y, en el minuto cuatro, Rubo a punto estuvo de marcar nuevamente en una vaselina que intentó sobre el portero luarqués; fueron los mejores momentos del encuentro porque el Luarca no se rendía, porque su línea medular ponía en aprietos a la recia defensa visitante y, de esta guisa, lograron descontrolar la línea y empatar el encuentro.

Desde la llegada de Pablo Detori al Pepe Quimarán, va dejando constancia de que uno de sus objetivos es hacer que el equipo sea siempre un conjunto competitivo y por eso, en el minuto nueve de este segundo acto futbolístico, cambia a un tocado Santi por Juan y en el 63 a Javi por Cris Alonso para ganar terreno en campo contrario y buscar la victoria. La tuvo nuevamente en sus pies Rubo en el minuto 19 al cruzar un balón por delante de la portería y fue en el 22 cuando Miner, el maestro, el sabio, el depósito del saber, conduce el balón por el centro del campo, se adentra en área contraria, observa a Rubo escorado hacia la derecha de la meta del portero Viti y le larga un buen pase, regatea el delantero a dos contrarios, chuta raso y bate por debajo al guardameta, era el 1-2.

No fue un buen día para el central luarqués Peña, pues colaboró con sus errores a la consecución de los dos goles visitantes. Siguió intentándolo y presionando el Luarca que no daba por perdido el partido, pero una contra del Llanera en el minuto 87 dejó a Dani Sampedro solo ante el meta Viti y no perdonó, por raso y a la cepa del palo derecho del guardameta Dani anotó el definitivo 1 -3en la Veigona.

 

Justo triunfo del U.D. Llanera en un encuentro perezoso y aburrido. (2-0)

Los dos tempraneros goles marcados por el U.D Llanera al Madalena Morcín pudieran haber sido la causa del pobre juego presenciado durante el resto del encuentro.

El domingo 8 de noviembre a las 16:15 horas se enfrentaron en el Pepe Quimarán el titular del terreno y el Madalena Morcín, en una tarde radiante del sol y del calor con los que el otoño nos suele deleitar entre S. Martín y Santa Isabel y con una afluencia de unos 160 espectadores. El resultado final del partido fue de 2-0 a favor de los arlequinadas, que lograron marcar en los minutos 5 y 9 de juego.

El partido comenzó con muy buenas perspectivas para los seguidores llanerenses que veían ya la victoria sin apenas jugarse el encuentro y presagiaban una sonora goleada. Ya en el minuto tres se pidió un penalti para el Llanera que el árbitro no concedió; en el cinco Rubo dentro del área pequeña estrella el balón en el poste y el rechace le llega a Dani Sampedro que no tiene más que empujarlo con el pecho; en el ocho el portero Saúl atrapa un balón a bocajarro y en el nueve un saque de esquina en corto hacia Cris Alonso quien realiza una preciosa diagonal para, desde el borde del área grande, chutar y batir por alto al meta morciniego.

A partir de este gol bajó la calidad de juego del Llanera que poco a poco se fue diluyendo y que salvo en ocasiones, y en acciones individualizadas, como la trenzada en el minuto 23 entre Cris Alonso, Rubo y Dani Sampedro que pudo aumentar el marcador o las que falló Rubo en los minutos 33 y 43, los locales parecían conformarse con el resultado de 2-0 que reflejaba el marcador ante un equipo visitante que estaba prácticamente desaparecido, que apenas  tocó el balón en toda la primera parte y que solo en el minuto 20 pudo acortar distancias por un posible derribo dentro del área local.

En el segundo tiempo  prácticamente se siguió con el mismo esquema que en el primero, con la diferencia de que  el Madalena Morcín parecía disfrutar de un poco más de posesión del esférico. El equipo local parecía seguir un guión de contención y así Gabri tuvo que actuar como el Cancerbero siempre atento y ágil, pesadilla para los atrevidos delanteros del Madalena que intentaron batirle en varias ocasiones. La impotencia por acortar distancias y los ánimos de los aficionados locales hacia sus jugadores desataron en Manu, el 7 del Morcín, un arrebato que le llevó a enfrentarse con el público. El entrenador Adrián González corrigió el infortunio enviando al jugador a los vestuarios.

Fue un partido de eficiencia llanerense frente a un correoso Madalena Morcín, que consolida a los locales en la segunda plaza de la categoría y que mantiene en la lucha por las cómodas y tranquilas plazas de la categoría a los de Morcín.

 

El Navarro C.F. arrebató tres puntos de oro a un U.D. Llanera con aspiraciones de ascenso. (2-0)

El duelo entre titanes por mantenerse en los puestos altos de la clasificación se solventó con un triunfo de los locales que supieron anular la línea media de los visitantes.

En el campo de la Tabiella de Avilés el Navarro C.F fue superior a un Unión Deportivo Llanera de los últimos cinco partidos había conseguido trece puntos. El Navarro sorprendió desde el inicio del encuentro saliendo a buscar el triunfo colocándose bien arriba, tejiendo el juego desde el centro del campo y desbaratando los toques de balón entre la línea de medio campo y la delantera del equipo visitante.

Los azulgranas del vetusto equipo avilesino se adelantaron en el marcador en el minuto 15 de juego al rematar de cabeza Borja un saque de esquina si bien, cinco minutos antes, el exjugador del Llanera Busti enviaba por encima del larguero un rechace de la defensa arlequinada.

Las cosas no cambiaron demasiado tras el gol y, si bien es cierto que los llanerenses intentaron igualar el partido con jugadas aisladas, como la llevada a cabo por el rápido y hábil extremo Plaza que en el minuto 25 y en internada por la derecha centra a la cabeza de Cris Alonso haciendo suscitar el ”huy”… de los espectadores, los jugadores de la parroquia de Navarro pelearon a muerte cada pelota y no dejaron evolucionar a los de Llanera. La ausencia del veterano Ángel Luis se dejó notar en la defensa y en las evoluciones del medio campo visitante y, aunque ganas le pusieron y kilómetros corrieron, los arlequinados que vistieron de amarillo y negro no tuvieron su mejor tarde.

En la segunda parte saltaron al campo un poco mejor los hombres de Pablo Detori y fue, en el minuto 11, el delantero centro Rubo quien tuvo una ocasión extraordinaria para empatar y que sin embargo marró al estrellar el esférico en el cuerpo del portero.

Con un gol en propia puerta marcado por Pablo en el minuto 77 se cerró un encuentro en el que los aspirantes al ascenso de categoría mostraron su peor cara en lo que va de temporada.

 

El U.D. Llanera fue muy superior al F.C. La Fresneda. (3-0)

En un campo de fútbol con alguna dificultad para desplazar el balón por el agua caída, el U.D Llanera venció al C. F La Fresneda en un partido muy inteligente.

En una tarde desapacible, más de invierno que otoñal, en la que los aguaceros fueron una constante durante el partido, el U.D Llanera se enfrentó el domingo 22 de noviembre al vecino C.F La Fresneda con la escasa presencia de unos 90 espectadores.

Estrenó nueva equipación el Llanera que, manteniendo sus colores arlequinados, modernizaba así una camiseta en la que se puede leer a la espalda el logotipo de “Llanera en el corazón de Asturias”.

El equipo local cumplió el objetivo propuesto y, antes del descanso, el marcador ya reflejaba un 2-0 que presagiaba la victoria local; fue un equipo muy superior a la formación que presentó el técnico de la Fresneda, es difícil destacar a alguno de sus jugadores porque todos han derrochado energía, todos tenían ganas de ofrecer un buen encuentro y todos se movieron como una máquina perfectamente sincronizada.

Salieron los locales ejerciendo una gran tensión sobre los visitantes, equipo por otra parte muy correoso y con una muy buena actuación de su guardameta, aunque un poco romo en su línea de vanguardia, y así en los primeros 15 minutos los arlequinados ya dispusieron de varias oportunidades de marcar que fueron desbaratadas por el portero; hubo que esperar al minuto 34 para que Rubo abriera el marcador tras jugada por la banda derecha del joven Plaza; en el 35 el central Miner sumado al ataque remata de cabeza un saque de esquina que es sacado,” in extremis”, de la misma escuadra derecha por el portero forastero; lo intentó todo el joven y trabajador Dani Sampedro; volvió loca a la defensa el mago de la pelota Cristian Alonso que, en el minuto 38 hizo una preciosa diagonal que dejó para que Didi, desde el centro del área grande batiera por segunda vez al meta visitante.

Tras el descanso siguió la misma tónica y fruto del empuje de los locales nuevamente Rubo, ese delantero centro a la antigua usanza del U.D Llanera, anotaba el 3-0 definitivo. Pudo acortar distancias el C.F La Fresneda en un penalti señalado por mano al borde del área, pero Rodrigo malogró el disparo enviándolo por el lateral derecho de la portería de un siempre seguro Gabri.